La práctica médica en el mundo

(Nota de edición; el texto fue escrito hace una semana)

Este pasado fin de semana volvía en un BlaBlaCar (servicio que recomiendo por las vivencias y experiencias tan buenas que he tenido con el) junto con una mujer peruana. Dio la casualidad de que era médico de familia en un servicio de hematología, así que la conversación durante las dos horas del viaje versó en gran medida sobre la medicina. Ella se había formado en parte en su país, y había finalizado la carrera y la residencia en España, así que tenía un buen tacto de las diferencias entre los dos lugares.

De entre todos los temas que surgieron uno me llamo especialmente la atención. La medicina, tanto a nivel de facultad como a nivel profesional, es diferente en sus bases. No es, según me contaba, tan teórica como en la península. Y por otro lado, la dificultad de acceso y la ruralización de Perú, así como el nivel de desarrollo de dicho país, hacían que la utilidad de muchos procedimientos y pruebas fuese casi nula.

Medicina en tierras amazónicas


En Perú, la carrera dura 6 años. Sin embargo, desde el segundo curso y durante más horas que en España se encuentran en hospitales haciendo prácticas. Dejan la teoría de lado para centrarse directamente en los problemas, en la patología. Esto significa que para cuando acaban la carrera tienen un conocimiento muy completo de las vivencias como trabajador.

Una vez han acabado la carrera, y antes de especializarse, realizan un año de internado. Es algo parecido a lo que algunos planes de estudios de facultades españolas tienen en sexto curso; un año completo rotando. Tras esto pueden ejercer la práctica médica en atención primaria. Esto incluye ir a pueblos como médico de la zona. En un momento discutiremos este aspecto.

En cuanto a las especialidades, según me decía, siguen un sistema muy diferente al español. Allí realizas un examen optando a una plaza; si no sacas la mejor puntuación para obtener esa plaza (de entre los que se hayan presentado para ese puesto) no la consigues. Por lo tanto, es mucho más complicado realizar una especialización.

Pero las diferencias no acaban aquí; los médicos rurales son una parte importantísima del sistema, dada la distribución de la población en Perú, y su presencia en zonas montañosas, selváticas y distantes. Cada área rural tiene su propio médico, y todos los estudiantes deben rotar por una de estas áreas, al menos. Por lo tanto, antes de acabar la carrera, ya conoces como es el sistema. Y una vez lo acabas, el sistema suele colocar a muchos médicos en los pequeños pueblos del Amazonas.

También me comento que la práctica médica esta mucho más remunerada que en España, sobre todo en dichos lugares lejanos. Tiene cierta lógica debido a la dificultad de especialización y a la distancia que hay que recorrer para ejercer la profesión.

Práctica por encima de teoría


Todo esto se redondea con el hecho de que allí la medicina tiene que ser práctica. No disponen de los medios de los países desarrollados, suelen tener condiciones laborales mucho más inestables, no tienen a mano los utensilios que conocemos en la práctica diaria aquí. Por lo tanto necesitan ese componente práctico, y así en torno a ello es como organizan sus facultades, planes de estudios y planes laborales.

Me dio un ejemplo clarificante; mientras en España se enseñan solo unos pocos signos para identificar una apendicitis y a partir de ahí se piden pruebas para confirmarla o hacer diagnósticos diferenciales, en Perú tienen que estudiar hasta 20 signos diferentes. De este modo son capaces de valorar clínicamente una apendicitis y proceder a tratarla sin tener a mano una eco, rayos o incluso sin la posibilidad de hacer una simple analítica.

Conclusiones sobre la medicina en el mundo


Todo ello me planteó cuan diferente es la práctica médica en los diferentes rincones del mundo. Conozco una pequeña porción; la que veo y de la que aprendo a mi alrededor, que es mayoritariamente la que se práctica en España. Y ahora también conozco en parte la peruana.

Creyendo que la Europea se asemejaba a la práctica aquí en la península, busque por internet algunos datos. No me sorprendió ver que en Islandia, por ejemplo, el país no dispone de servicio de residencia. Simplemente no hay médicos ni medios suficientes. Lo habitual es que los recién graduados se formen y trabajen durante hasta 8 o 10 años antes de volver a su tierra con las capacidades y aptitudes necesarias.

Esto abre una nueva puerta; investigar como es la medicina en las diferentes partes del mundo. Y es algo que me intriga en gran medida. Y que espero ir descubriendo poco a poco. De momento me quedo con las experiencias peruanas, islandesas y españolas. ¡Habrá que ir viendo que descubro!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s